El 1 de marzo, durante la apertura de las sesiones ordinaria, el presidente Javier Milei había confirmado un tratado propuesto con el objetivo de colocar la piedra angular para la «reconstrucción de Argentina». La propuesta consistía de diez puntos a los cuales se les invitaba a todos los gobernadores a firmarlo. El pacto, fechado para el 25 de mayo, estaba planteado como el último escalón de una serie de reformas impulsadas por el Gobierno de Milei. Sin embargo, el camino trazado por el oficialismo se fue desdibujando desde un principio. Finalmente, el presidente Milei confirmó que el Pacto de Mayo no se realizara.

Desde que se convocó al pacto, muchos gobernadores accedieron a asistir, pero muchos otros afirmaron desde un principio que no estarían presente. Entre los cuales se encuentran los líderes del peronismo como Axel Kicillof (Provincia de Buenos Aires), Ricardo Quintela (La Rioja), Sergio Ziliotto (La Pampa), Gildo Insfrán (Formosa) y Gustavo Melella (Tierra del Fuego).

Otro de los factores el cual el Gobierno esperaba como antesala para el pacto era la aprobación de la ley Bases. Sin embargo, el Congreso no accedió tan fácilmente a permitir que la ley se aprobara de manera instantánea. La ley fue rechazada en su primer intento. Esta vez, busca una segunda oportunidad. Luego de que obtuviera media sanción en la Cámara de Diputados, el Senado se encuentra debatiendo su aprobación. No obstante, el 25 de mayo se acerca y la administración de Milei le falta su principal antesala para realizar el pacto.

Como consecuencia, los planes libertarios tienen la obligación de dar un giro. En una entrevista para TN el 20 de mayo, Javier Milei confirmó que no habrá pacto de mayo si la ley bases no está aprobada. «No hay Pacto de Mayo porque no va a estar la Ley Bases. Se puede hacer el 20 de junio, o el 9 julio. Son reformas que tiene que ver con el largo plazo… La ley de Bases era una condición incondicional, como no dan los tiempos se hará en junio o en julio; no mueve el perímetro 15 días más o 15 días menos», afirmó el presidente en la entrevista con el periodista, Jonatan Viale.

De todas formas, se tiene previsto que Javier Milei viaje igualmente a Córdoba el 25 de mayo para conmemorar la revolución de mayo de 1810. Solo estará acompañado de una parte de su gabinete y el gobernador de la provincia, Martín Llaryora, como anfitrión. No obstante, el resto de gobernadores no recibieron una invitación formal como se tenía pensado. Se espera que Milei ofrezca un discurso en el Cabildo de Córdoba durante la tarde del sábado a las 17 horas.