El Presidente Javier Milei participó de la 30° edición de Agroactiva, en Armstrong, Santa Fe, y dejó muy en claro que no va a dar ni un paso atrás, pese a los constantes ataques de la política.

En un discurso increible, el presidente Javier Milei aseguró que la economía argentina ya muestra signos de recuperación a pesar de implementar «el ajuste más grande de la historia«.

Durante su intervención en la 30° edición de Agroactiva en Armstrong, Santa Fe, Milei arremetió contra los legisladores del Congreso, calificándolos de «degenerados» y acusándolos de sabotear su programa económico a través de leyes que amenazan el superávit fiscal. Además, anunció su intención de presentar un proyecto de ley que considere la emisión de dinero como un delito de lesa humanidad.

Milei destacó que el kirchnerismo le dejó «déficit gemelos por 17 puntos del PBI» y que, a pesar de la difícil situación inicial, han logrado evitar la hiper y bajaron la inflación drásticamente. «Lograr una baja de la inflación del 17,000% al 50% en 4 meses, no hay registros históricos de haber hecho algo así«, afirmó, resaltando que este logro se alcanzó a pesar de los intentos de la política de generar un estallido social.

El Presidente fue contundente al afirmar que no permitirá que el déficit vuelva a crecer. «No voy a entregar el déficit cero de ninguna manera. Si aun así buscaran el mecanismo para seguir rompiendo el equilibrio fiscal, voy a bajar más el gasto público hasta que le duela más a la política«, declaró. Milei mencionó que su gobierno ha implementado severos recortesreduciendo la cantidad de ministerios a la mitadeliminando la obra pública y las transferencias discrecionales a provincias, además de racionalizar el gasto social y de eliminar a los intermediarios.

Uno de los momentos más críticos de su discurso fue cuando Milei se refirió a los diputados que recientemente aumentaron sus dietas en un 80%. «Qué eficientes que son cuando quieren, con la de ellos«, ironizó, refiriéndose a la rapidez con la que se aprobó el aumento. «La casta política está llorando porque se les terminan los curros y tienen abstinencia de caja«, sentenció, apuntando contra los legisladores que intentan sabotear sus reformas económicas.

Milei también atacó las jubilaciones de privilegio, reiterando su promesa de renunciar a la suya y criticando a los políticos que se benefician de estos sistemas. «Se bloqueó el tema de eliminar las jubilaciones de privilegio. A mí me importa un rábano, yo voy a renunciar a mi jubilación de privilegio porque, si hago bien mi trabajo, después voy a poder seguir trabajando en el sector privado«, enfatizó.

El Presidente destacó que, una vez que el superávit fiscal se mantenga, su gobierno planea reducir drásticamente los impuestos para devolver los beneficios a los ciudadanos. «Cuando el superávit fiscal se sostenga en el tiempo, vamos a devolvérselo a la gente de bien con baja de impuestos«, afirmó. También subrayó que su administración tiene en agenda 3.200 reformas estructurales adicionales que convertirán a Argentina en el país más próspero del mundo en un plazo de 30 a 40 años.

«Nuestro objetivo es ser el país con mayor libertad económica en el mundo. Y eso va a hacer que, en un lapso de 30 o 40 años, nos vamos a convertir en el país más próspero del mundo«, sostuvo Milei, indicando que la economía argentina tiene un gran potencial de crecimiento debido a la destrucción de capital que ha experimentado en el pasado.

Uno de los anuncios más importantes de Milei fue su intención de enviar un proyecto de ley al Congreso para criminalizar la emisión de dinero. «Cuando podamos determinar fija la cantidad de dinero, como creemos que emitir dinero es un delito, vamos a enviar una ley de no emisión«, declaró. Este proyecto busca poner fin definitivamente a la inflación en Argentina y establecer una política monetaria rígida que evite la emisión excesiva de dinero.

Milei también respondió a las críticas sobre el riesgo país y la situación económica general. «Recibimos un Riesgo País de 2900, llegamos a estar en 1100 y hoy, gracias a la política, está en 1500. Pero créanme que lo vamos a derrotar también«, aseguró. Además, subrayó que los salarios reales han comenzado a subir y que los nuevos indicadores económicos mostrarán una reducción en los niveles de pobreza e indigencia.